Yo soy así (7º artículo)

Es importante ser previsor. Por ejemplo: ¿alguna vez habéis pensado qué haríais si fuerais escogidos para sobrevivir al impacto de un meteorito? Vamos a ver... En principio no es algo que vaya a pasar de una manera inmediata, pero en el hipotético caso de que un meteorito estuviese a punto de impactar contra la Tierra y acabar con toda la humanidad en menos de una décima de segundo y todos los gobiernos del mundo construyesen un búnker para que unos cuantos seres humanos pudiesen refugiarse y sobrevivir al impacto, asegurando así que la raza humana pueda volver a formar una civilización... ¿os gustaría ser el/la tío/a que está ralentizando la cola del búnker buscando motivos por los que debería entrar? A mí no. Por eso prefiero tener previstas este tipo de cosas.

Yo soy así.Así que si mañana informan de que un meteorito está a punto de acabar con la humanidad, mientras vosotros buscáis motivos para convencer al encargado de dejar pasar al búnker de que merecéis estar dentro, yo me estaré tomando una cerveza fresquita porque ya he decidido que NO quiero entrar. Primero, porque en el búnker seguro que hay un ambiente de mierda. Pensadlo: ¿un búnker lleno de gente que ha sido escogida para volver a formar una civilización? Paso. A la gente se le sube a la cabeza conseguir el carné vip de una discoteca. No quiero saber cómo debe de estar alguien que ha conseguido un pase para el búnker. Aquello estaría lleno de prepotentes. Si a mí me seleccionaran, seguro que a la media hora diría algo del tipo: "¿Sabes lo que te digo? Coge tu carné de búnker y métetelo por el culo. Me voy a morir fuera con los demás". Y lo más importante: ¡¿Ser seleccionado para reconstruir una civilización?! ¡Venga, no me jodas! Como concepto es muy poético, pero en la práctica... reconstruír el planeta Tierra debe de ser el mayor marrón de la historia.

Si me dijeras que vas a salir del búnker y te vas a encontrar un montón de grúas, cemento, ladrillos, herramientas y gente que sabe cómo hacerlo, te diría: "Bueno... es un marrón, pero tenemos todas las herramientas para reconstruír esto". Pero es que cuando salgas del búnker... lo único que vas a tener para reconstruír la civilización serán un par de palos. Eso si no sales y, después de haber pasado unos meses dentro de un búnker con todas las incomodidades del mundo, resulta que el meteorito ha desprendido radiación y te mueres nada más respirar. Eso sí que tiene que joder. Porque al menos el resto de la humanidad murió viendo un espectáculo alucinante: meteoritos, lluvia de fuego, etc... Sin embargo, tu serás el tonto que murió y además se lo perdió todo.

Aunque también cabe la posibilidad de que salgas del búnker y no haya pasado nada. Supón que en el último momento el meteorito se desintegra y, cn la ilusión de haber sobrevivido a una catástrofe, la gente se pone a celebrarlo en plan "¡¡estamos vivos!!", "¡¡saca otra cerveza!!" y, entre una cosa y otra, a los de arriba se les olvida avisar a los del búnker... Imagínate el panorama: un montón de flipaos bajo tierra pensando en cómo se organizarán para reconstruir el mundo y arriba todos los demás con un pedo de tres pares de cojones. Ahora bien, supongamos que en lugar de un búnker el Gobierno decide preparar un cohete para sacar a unos cuantos seres humanos de la Tierra y volver cuando todo haya acabado. En ese caso sí que aceptaría. ¿Por qué? Pues porque un viaje al espacio tiene que molar más que un meteorito impactando contra el planeta.

Resumiendo: a sobrevivir al impacto de un meteorito y reconstruir la civilización a cambio de estar un montón de meses bajo tierra no me apunto; a sobrevivir al impacto de un meteorito a cambio de montarse en una nave espacial del espacio me apunto. Y una vez aclarado qué haré yo en caso de que un meteorito caiga sobre la Tierra, voy a tomarme una cerveza pensando de parte de quién me pondré cuando vengan los extraterrestres. Ciao.

0 comentarios:

Deja tu comentario

PÁGINAS ÁNGEL MARTÍN

 
Design by Free WordPress Themes | Bloggerized by Lasantha - Premium Blogger Themes | Grants For Single Moms